Blogia
Rincón de Ailene y Miguel Án

FAMILIA FELIZ

FAMILIA  FELIZ
Es el día del bautizo del pequeño Antonio (el que no lleva corbata). No hace mucho. Una familia feliz. Pero sin saber cómo ni por qué al gran Antonio (el que no lleva patucos blancos) le dio por engancharse a Yo soy Bea, Aquí hay tomate, Salsa Rosa... Y su mujer, por aquello de la ley del péndulo, comenzó a grabar los telediarios presentados por Sánchez Dragó. Ése fue el inicio del fin. El fin del fin llegó cuando en un destello inimaginable de lucidez a alguien se le ocurrió acabar con Aquí hay tomate y despedir a Sánchez Dragó. Temblaron los cimientos de la casa y hay quien dice que incluso el Cerro del Reloj sufrió un leve seísmo (los más exagerados afirman que hasta floreció un naranjo en Aljubé y Polope se secó). Lo cierto es que no pasó más de un mes antes de que volviese a la programación un engendro titulado Ya no hay pimientos, presentado por Sánchez Dragó. Pero ya era tarde: el pequeño Antonio se había marchado de casa, con algo más de un año de edad, aconsejado por sus abuelas.
 
Es un ejercicio de redacción: si a alguien se le ocurre un final distinto puede dejarlo en comentarios y recibirá una foto de la torre de la Iglesia de Chinchilla dedicada por Constantino Romero.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

7 comentarios

Pilar -

Que tendràesa Maribel queno tengamos las demas. A mi marido tambien le tenien sorbido el seso. Pues que yo sepa no tinene ni mas dedos ni mas orejas ni mas nada que las terraqueas, osea queno se que pensar.
Ailene si decides lo de la boda con antonio que me gustari pafrticipar en al fiesta.

Un Beso Miguel y familia

Miguel Ángel -

Antonio, entiendo que tu final, más que una hipótesis, es un deseo. Y a mí, Sánchez Drago no me gusta tanto como Maribel Verdú.

Esperanza -

Miguel Ángel, ya veo que la gente que te lee en este blog está tan loca como tú. Me voy a pasar más a menudo para echarme unas risas.

Diego (P) -

Yo no te pongo un final distinto. Te dejo mi opinión: Que el tomate tuviera una audiencia del 20% demuestra la clase de pais en la que vivimos. Y en cuanto a Sanchez Drago me parece un tipo pedante, egolatra y un autentico cantamañanas. Y lo peor es que si el tio leyerá mi comentario se regocijaria y pensaria "cuantas pasiones levanto", lo dicho, un aght de tio.

El Gran Antonio -

Mi final es: El Gran Antonio se marchó el viernes a las instalaciones de Telecinco para protestar por el cierre de "Aqui hay tomate" ( de paso se coló en "yo soy Fea" y le pidió un autógrafo a Featriz ). Una vez en el plató se acercó a Jorge Javier Vázquez y sin saber cómo ni porqué sus labios se fundieron con los de Jorge Javier. Fue entonces cuando llamó a su señora para comunicarle que deja su trabajo,su familia y su hogar para dedicarse al mundo del espectáculo. Lo último que sabemos de él es que trabaja en la sala "Homo" de Benidorm formando un cuarteto de lujo con el propio Jorge Javier, con Boris Izaguirre y con Jesús Vázquez.
La esposa del gran Antonio, despechada por el plante-gay, decidió recluirse en un convento carmelita. Actualmente ejerce de cocinera principal siendo la creadora de las yemas de huevo de gallina al sirope de rábano, de las galletitas de melon trufado y de las ostias cuadradas de sabores.
Antonio "el de los patucos", se marchó a Toledo en busca de José Bono del que decían que adoptaba niños. Al estar de campaña electoral el ej-presidente de jastilla la mancha tuvo que aplazarse el encuentro quedando el niño de los patucos solo y abandonado en la Imperial. Para sobrevivir se marchó a la puerta del Corte Inglés, pidiendo en un cartel lo siguiente: Niño havandonado vusca padres normales...
Al cabo de unas horas una niña llamada Ailene volvía del colegio y de camino a casa se detuvo ante el niño de los patucos, debió sentir lo mismo que había sentido el gran Antonio ante Jorge Javier, y fue tan profundo el flechazo que Ailene se echó el mundo por montera e instaló al de los patucos en su casa.Los padres de Ailene no lo vieron con buenos ojos, pero tuvieron que ceder finalmente ante el amor. Unos meses después Ailene los echó de casa porque allí no había intimidad. En la actualidad, el padre de Ailene trabaja para Sánchez Dragó al que le escribe sus libros; la madre de Ailene les limpía la casa a los tortolitos de forma gratuita ya que un día le dijo a Ailene " Hija mía, haré siempre lo que me pidas..."
Actualmente los tortolitos están pensando si casarse primero, o tomar la comunión o viceversa.

öScar -

Otro final es este, Constantino Romero se enamora de Sánchez Dragó y se van a vivir al castillo de Chinchilla. El hijo llega al castillo y les pide que los adopte.

Carmen -

Sánchez Dragó me parece un tipo extraordinario. Particularmente me gusta mucho.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres